Inscríbete ahora

Recibe interesantes contenidos
Email address
Secure and Spam free...

10 claves para hablar en público usando la inteligencia emocional

Home / Blog / 10 claves para hablar en público usando la inteligencia emocional
Compartir:

Quien no sabe expresar sus ideas y conocimientos con claridad tiene menos oportunidades de éxito en su actividad o profesión. Afortunadamente, no se trata de una capacidad innata de la persona, sino que es algo que podemos aprender y potenciar. Un buen orador o comunicador desarrolla sus habilidades comunicativas mediante la formación adecuada, el dominio de una serie de técnicas, y una práctica constante. Las ventajas son diversas e importantes:

✦ El saber hablar en público te brinda la oportunidad de expresarte de una forma integral y eficaz delante de grupos de personas.

✦ A medida que practicas el arte de hablar en público, la confianza en ti mismo se refuerza.

✦ Fortalece el carácter, la inteligencia emocional y tu imagen profesional.

✦ Potencia la memoria y rejuvenece tu mente.

✦ Facilita tus relaciones interpersonales, como ocurre con la inteligencia emocional.

✦ Favorece una imagen de autoridad ya que la transmisión de ideas y conocimientos se realiza de una forma más efectiva, y esto fomenta la percepción en los demás de que eres una persona inteligente.

✦ La práctica constante de esta actividad te ayuda a aumentar tus ingresos económicos y te permite disfrutar de una mejor calidad de vida.

✦ En momentos de presión, te ayuda a mantener la calma.

✦ Refuerza la personalidad, proporcionando así más energía y entusiasmo a la hora de entrar en acción.

✦ Además de todo lo anterior, este conocimiento práctico proporciona muchos otros beneficios.

10 claves hablar en publico

Las 10 recomendaciones para tus próximas presentaciones 

  1. Investigación: Para poder realizar una labor comunicativa efectiva debes tener los conocimientos adecuados del tema que estés tratando. Asegúrate de disponer de fuentes fiables y de calidad, investiga y llega a tus propias conclusiones. Debes tener en cuenta que la profundidad debe ser mucho mayor de lo que en principio pretendes comentar. Por ejemplo, si tuvieras que hablar en público durante 3 minutos, deberías estar preparado para conversar durante 3 horas.

 

  1. Céntrate en ideas concretas: Ayuda a tu audiencia a captar el mensaje, usa tu inteligencia emocional, añade relatos, utiliza el humor y otros refuerzos que permitan conectar al público con la idea central. Todo lo que sobra debes eliminarlo. Demasiadas ideas confunden a la gente.

 

  1. Organiza las ideas de forma lógica: Una presentación bien organizada permite que las ideas se absorban con un mínimo esfuerzo mental. Crear conexiones lógicas es mostrar un dominio absoluto sobre el tema que estás exponiendo.

 

  1. Emplea citas, hechos y estadísticas: Los datos contrastados, fuentes fidedignas, mención a personajes universalmente conocidos… todo ello refuerza tu mensaje y le da credibilidad. Eso sí, debes explicarlo con sencillez, y evitar un exceso de datos, que crea confusión.

 

hablar en público usando inteligencia emocional

 

  1. Usa las metáforas: Las metáforas ayudan a la comprensión del mensaje que tratamos de transmitir. En ocasiones, pueden resultar mucho más efectivas que el lenguaje directo, ya que presentamos una situación o ejemplo que el oyente conoce bien, extrapolándolo por similitud a lo que estamos diciendo nosotros.

 

  1. Cuenta un relato: Los relatos son una de las herramientas más útiles. Permiten mantener la atención de la audiencia, y gozan de gran aceptación. Si nuestro relato es interesante y atractivo, y los puntos de tu intervención van bien engarzados con el mismo, conseguirás que tu exposición sea una experiencia memorable.

 

  1. Varía el ritmo, la velocidad, el tono y el volumen de tu voz: Huye de la monotonía, evita en todo momento que la gente se aburra o acabe oyendo tus palabras como un ruido de fondo sin sentido. La audiencia se congelará. Para evitarlo, tu voz debe ser flexible, usa tonos altos, medios y susurros. No hay nada mejor para cautivar a la audiencia que un buen uso de la voz.

 

  1. Dibuja imágenes con tus palabras: Las palabras pueden evocar imágenes que sintetizan gran parte de tus ideas en un momento. Haz que el público imagine lo que dices. Por ejemplo: “tus palabras son hojas cayendo de un árbol”, “me siento como un tigre saltando en paracaídas”, “Juan resopló como un huracán cuando llegó a la cima de la montaña”.

 

  1. Acompaña tus palabras con gestos: Los gestos deben complementar tus palabras de un modo coherente, lógico, sin exageraciones, pero con énfasis. Si por ejemplo le indicas a tu público cómo de grande era el pez abriendo tus brazos, les llegará la idea de una manera más rápida y captarás su atención, evitando que se despisten. El buen uso de los gestos es una de las claves más importantes del lenguaje corporal.

 

  1. Utiliza apoyos audiovisuales y objetos: Siempre que te permitan transmitir mejor tus ideas y agilizar la presentación, no dudes en utilizar un proyector, una pizarra, objetos diversos, grabaciones de audio, vídeos… Si ayuda a que el público preste atención y capte mejor el mensaje, bienvenido sea. Eso sí, prepáralo todo muy bien para no llevarte sorpresas mientras haces la presentación.

 

hablar en público usando inteligencia emocional

Related Posts

Leave a Comment

Recent Posts
Categorías

Inscríbete ahora

Recibe interesantes contenidos
Email address
Secure and Spam free...
equipo de trabajo eficaz